El incidente de las dos menores de 11 años de edad, que salieron de la escuela y aparecieron en el Aeropuerto Internacional Martín Miguel de Güemes, tiene a la comunidad alarmada. En este sentido, la directora de relaciones con la comunidad dependiente del Ministerio de Seguridad y Justicia, Isabel Soria, descartó que se trate de una “travesura”.

Los pasados días, la madre de las pequeñas, informaba sobre unos detalles que hacían sospechas. Las niñas salieron de su escuela ubicada en El Carril y se dirigieron a la parada de colectivo para regresar a vivienda. Sin embargo, desaparecieron y fueron encontradas cinco horas después en el aeropuerto.

Llevaban otra ropa, estaban maquilladas y peinadas de una forma que “jamás lo habían hecho». Se estima que estaban simulando ser “más grandes”. A lo que su madre argumentó que se habían cambiado de vestimenta con algo propio y que, quizás, habían organizado su huida desde la escuela. 

Sin embargo, Isabel Soria, aseguró que “ningún niño, niña o adolescente se va de su casa porque quiere, siempre hay algo o alguien que lo incita a hacerlo”. Si bien, desconoce el rumbo que ha tomado la investigación y la información que se ha podido recabar, lo cierto es que una red de trata de personas estaría invlolucrada.

Para la funcionaria, las menores podrían haber sido contactadas por medio de redes sociales. “Tenemos muchísimos índices que han aumentado en la pandemia de Grooming. Hubo un aumento en lo que es la zona norte del país. Son menores captados a través de cuentas falsas, en los cuales se les ha pedido fotografías y demás”, comentó.

Isabel Soria está convencida de que las menores fueron incentivadas a “desaparecer” por un adulto mayor. Aunque, “la Fiscalía tiene su mirada y su equipo de investigación, que los manejan ellos mismos. Cuando terminamos la búsqueda, se termina ahí”; ellos lo único que pueden hacer ahora es sospechar y aguardar al resultado de los análisis.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here